Conejo al ajillo con patatas a lo pobre. Receta




Hay dos lugares que me vienen a la memoria si pienso en comer conejo al ajillo. Uno, el que se cocina en La Ruta del Purche, en Monachil (Granada), subiendo hacia Sierra Nevada, y otro en cualquiera de  los muchos restaurantes de Lillo, en la provincia de Toledo. En cualquiera de ellos, te preparan unas raciones de las que no se olvidan nunca. Ahora mismo, solo con pensar en ambos destinos, mi boca se ha ido llenando de saliva imaginando el estupendo sabor y textura de esas raciones. Si tenéis ocasión y pasáis cerca de cualquiera de dichas localidades, puede ser una buena opción que pareís a disfrutarlo.
.
Hoy vamos a preparar un plato de conejo que si bien también está hecho al ajillo, después está guisado con vino y caldo, para evitar el aspecto grasiento y aceitoso de la preparación clásica. Como guarnición, unas fantásticas patatas a lo pobre, que se me antojaron al recordar los sitios de los que os hablaba ante.

¡Al lío!


Ingredientes para 4 personas:

.
Para hacer el conejoUn conejo partido en presas medianas, (el carnicero os lo hará estupendamente si se lo pedís para ajillo), 5 ó 6 dientes de ajo, una guindilla (opcional), harina, Aceite de Oliva Virgen Extra, sal y pimienta, un chorreón de zumo de limón, un vasito de vino blanco y un vasito de caldo de pollo.


Para las patatas a lo pobre4 patatas medianas, 1 pimiento verde tipo italiano (alargado), 1 cebolla (yo usé morada, pero vale igual blanca), AOVE y sal.

Cómo hacer conejo al ajillo con patatas a lo pobre 

La única complicación que tiene este plato es que hay que estar pendientes de dos guisos, que tienen cada uno su propio tempo, por lo que conviene estar atento. (No es de esas recetas que dejas haciéndose y te vas a ver la tele o a contestar comentarios en el blog) Por ello, si lo queréis hacer, que como siempre os lo recomiendo, tened en cuenta que sin ser difícil, sí que requiere estar en la cocina con los cinco sentidos.
.
a) Comenzaremos con las patatas, que tardan algo más porque han de hacerse a fuego muy lento. La cosa es sencilla, las pelamos y cortamos en rodajas hermosas de algo menos de un cm de grosor, o sea, gorditas pero sin pasarnos, y las salamos y ponemos a freir en AOVE, a fuego medio-bajo. Nuestro objetivo es que se hagan despacio, sin dorarse, casi confitandose o cociéndose en el aceite. Una vez las tenemos en la sartén, picamos la cebolla en juliana y el pimiento en trozos groseros y los añadimos a la sartén. Removemos para que se mezclen bien entre las patatas y bajamos el fuego al mínimo para que todo se haga muy muy despacio.





b) Mientras se van haciendo nuestras patatas a lo pobre, empezamos a preparar el conejo. Lo primero, picamos dos dientes de ajo en filetes y los ponemos en una sartén con aceite de oliva, con la finalidad de aromatizar ese aceite para luego freir ahí el conejo. Si queréis y os gusta el toque picante, añadid también una guindilla. En cuanto empiecen a dorarse los ajos, apagad el fuego y removed un poco y ya lo tenemos listo. En ese rato, salpimentamos las tajadas de conejo y las pasamos por harina. Una vez pasadas por harina y sacudidas para quitar el exceso, freímos las presas del conejo en el aceite que hemos aromatizado con los ajos y la guindilla, hasta que queden bien doradas. Sacamos y reservamos.




c) No olvidéis que estamos a dos cosas a la vez, (a los hombres nos cuesta un poco más, jeje), así que removed delicadamente las patatas, que estarán a estas alturas algo más quebradizas, medio cocidas, y cambiad las de arriba abajo para que se vayan haciendo todas por igual. Aún falta tiempo, como véis, los trozos de pimiento aún no están bien pochados, aunque el proceso va bien.

.
d) Preparamos la cazuela de barro donde vamos a rematar nuestra receta. Allí colocamos las piezas doradas de conejo, y otro par de ajitos bien picados, una hoja de laurel y un poco, dos cucharadas o así del aceite en el que hemos frito el conejo, un chorrete de limón exprimido por encima de las tajadas, y lo ponemos a calentar. Cuando la cazuela ya tiene su temperatura, agregamos medio vaso de vino blanco y dejamos que evapore el alcohol, y medio vaso de caldo,  dejando que el conejo cueza en esa mezcla hasta que prácticamente no quede salsa.




Es fundamental dar la vuelta a las tajadas de cuando en cuando, para evitar que se agarren al fondo. En unos minutos, la salsa se ligará, reduciéndose hasta la mínima expresión. 

Además nuestras patatas están prácticamente a punto, por lo que subimos el fuego para que algunas estén tostaditas y algo crujientes.






e) Estamos listos para emplatar. El conejo ya está prácticamente seco, y queda sólo un poco de salsa en el fondo de la cazuela. Las patatas, ya están algo doradas, y las cebollas y pimientos están totalmente pochados. Con una espumadera, sacamos una paletada de patatas a lo pobre, escurriendolas bien antes de poner en el plato. Añadimos unas presas de conejo al lado y salseamos con una cuchara o dos de la salsa reducida que nos quedó.


 ¿Hace falta contar más? Yo creo que no.

Notas:

  • Esta receta sin el punto d) sería el clásico conejo al ajillo, pero hemos preferido escurrir las tajadas del aceite y cocerlas en caldo y vino, para que ganen en suavidad, y encima tengan muchas menos calorías.
  • Las patatas a lo pobre también las hemos escurrido bien, con la misma finalidad.
  • La carne del conejo es una carne finísima, blanca y muy barata. (pero la podéis sustituir por un pollo en trozos y os saldrá un plato muy parecido)

Sed felices,


167 comentarios:

  1. Qué casualidad, yo he recomendado la harina Sta.Rita para pizzas me parece genial, pero esta con ajo no la conozco, por aquí no la he visto nunca. Tengo que reconocer que el conejo en casa nos encanta y de esta manera tan tradicional no lo hice nunca. Te ha quedado de toma pan y moja..
    un biquiño

    ResponderEliminar
  2. Por Dios! y que plato más rico que me has puesto y a estas horas.
    Es que todo el plato está bueno, esas patatitas... el conejo y no te digo nada de esa salsa. Para mojarse además un pan entero.
    Por cierto acabo de venir del blog de Pilar y al entrar al tuyo veo que utilizais la misma harina y los dos la publicais al mismo tiempo. Eso si es casualidad. Je jeje.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  3. Impresionante, qué velocidad. Así hecho, el conejo sale increíble PILAR, y casi está desengrasado, después de todo, puedes ver en las fotos, del plato servido que apenas se ven gotitas de aceite...

    Eso sí, lo de toma pan y moja, reduciendo tanto la salsa, hay poco para mojar, apenas dos cucharadas en cada ración, (para la foto eché toda la salsa en una de las raciones)

    Un beso para ti también

    ResponderEliminar
  4. Pues sí es casualidad, como dice ella, jajaja. Yo la conocí a través de las tempuras, que era la que veía en el súper. Luego me puse en contacto con ellos y me enviaron unas muestras, EMPAR, todas ellas con una calidad y presentación que da gusto recomendar.

    (Pero no tengo comisión ni recuadro publicitario de ellos ni nada, aunque no me importaría, jajaj)

    Es la hora de cocinar y esta puede ser una buena opción Empar, aunque tiene su trabajito...

    ResponderEliminar
  5. esto es explicar una receta!!!
    ya que estás de cambios y está casi todo inventao, mira a ver si ya existe la opción aromas, es lo único que falta al blog,

    un beso

    ResponderEliminar
  6. Menudo guiso más rico y con esas patatitas que de pobres solo tienen el nombre jejeejej. Tomo nota de tu receta, un abrazo y feliz día...

    ResponderEliminar
  7. Pese a que no me gusta comer la carne del conejo, me encanta el sabor que deja en los guisos, tiene muy buena pinta, me imagino que las patatas tienen que ser una locura..
    Te voy a recomendar un sitio donde podrás comer una fritada de conejo que te aseguro que no olvidarás nunca, Si vienes por Águilas(Murcia) pasaté por la taberna El Pimiento.
    Todo lo hacen rico, los caracoles, las patatas con ajo, los montaditos, los michirones.. pero el conejo es lo mas!

    Besos!

    ResponderEliminar
  8. Gracias MAITE, si existiera esa opción, o la de "descargar dos raciones" sería cuando el internet, realmente valiera la pena.

    Bonito cambio el de tu blog...

    Besos

    ResponderEliminar
  9. Leerte a esta hora es casi un pecado,ja,ja.
    Desde luego que tiene una pinta buenisima, y lo ilustras que parece que va a salirse de la pantalla.
    No se por que mi estomago me da un toque de atención cuando te visito
    Besitos

    ResponderEliminar
  10. Un clásico para disfrutar MARÍA JESÚS un poco más laborioso que otras veces, pero solo para los hombres. A las chicas no os cuesta nada hacer dos o más cosas a la vez, jajaja.

    Besos

    ResponderEliminar
  11. Copio el nombre del Pimiento para cuando pase por allí. Me apetece mucho ver el mar pronto, incluso estoy pensando ir en un par de fines de semana hacia esa zona de levante, así que muchas gracias LAURA,

    Si quieres puedes hacerlo igual con pollo, te gustará muchísimo.

    ResponderEliminar
  12. No,no hace falta decir nada...pon solo la mesa....que barbaridad,vaya plato,se ve tan,tan delcioso.....
    estás que te sales Paco con tus paso a pasos,realmente divivos.


    Un saludo

    ResponderEliminar
  13. De eso se trata CELE, de despertar los sentidos, estómagos y glándulas salivares.

    Ahora solo falta prepararlo...

    Beso

    ResponderEliminar
  14. Muchas gracias SILVIA, todos hacemos lo que podemos con nuestras recetas y nuestros blogs.

    Yo en cuanto pueda, (será esta tarde) ME PONDRÉ A VISITAR TODOS LOS BLOGS, QUE SE ME ACUMULÓ TRABAJO, y ya os comentaré.

    Un beso grande Silvia.

    ResponderEliminar
  15. Si es que donde este un buen conejo...y que no que no voy con segundas;)...que no sólo pienso en ...fútbol!!

    oye que como este finde lo tengo completo con sesiones familiares y luego estaré liado con el viaje al japón ...que me voy el viernes seguramente no te veo hasta junio, asi que de momento te felicito por tu cumple...aviso a todos/as para que le deis un tiron de orejas...si no me equivoco el dia 23 de este mes...yo vuelvo el 31 así que si me acuerdo te mando un sms, igual te llega a horas poco respetuosas por el desfase horario...


    cuidate..

    de todas maneras, intentaré llamarte antes de irme


    un abrazo


    el desertor cibernético

    ResponderEliminar
  16. Gracias ATIKUS, pero no te pienso dejar ir sin darte un abrazo antes. Haré por verte y tomar una cervecita contigo antes del fin de semana, si te viene bien.

    Un abrazo.

    (Y a ver si tienes suerte y pruebas "recetas" japonesas en tu viaje)
    Qué envidia me dáis...

    ResponderEliminar
  17. LAS MEJORES PATATAS A LO POBRE QUE HE COMIDO FUERON EN LAUJAR DE ANDARAX EN PLENA ALPUJARRA ALMERIENSE.
    Y DEL CONEJO AL AJILLO DE AQUELLA ZONA TE ENVIARE LA RECETA ES COMPLETAMENTE DIFERENTE.
    SALUD

    ResponderEliminar
  18. Pues estoy deseando esa receta GROUCHO, supongo que entre la alpujarra granaína y la almeriense habrá sensibles diferencias, pero estoy ya soñando con probarlas.

    Un abrazo y qué bien verte por aquí...

    ResponderEliminar
  19. A ti se te ha hecho la boca agua pensando en esos sitios donde tan bien cocinan el conejo. Yo estoy a punto de ahogarme en agua viendo las fotos que nos has puesto. Y más a esta hora en que se acerca la del almuerzo.

    ResponderEliminar
  20. jajajja, AROBOS, es que no son horas de entrar a un blog de cocina, ajajaja.

    Qué aproveche!!!

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  21. En esta casa nos encanta el conejo en todas sus versiones pero reconzoco que al ver ese plato de patatas a lo pobre mi estómago ha empezado a gritar....¡ Menuda combinación, patatas a lo pobre y conejo guisado !
    Muchas gracias por ese consejo sobre la ruta del Purche.Lo tendré en cuenta. Nunca se sabe....
    Un abrazo,
    María José

    ResponderEliminar
  22. a mi ese es el único bicho que me cuesta comer...y tengo que aceptar que la pinta es de rechupete...y as papitas están para meter mano... de todas formas, te diré que admiro el tratamiento que le das a cada una de tus recetas y el tratamiento en imágenes...eres un enamorado de lo que predicas...un abrazo

    ResponderEliminar
  23. Santo Cielo, qué hambre.
    Por cierto que nunca te he dicho que la calidad de las fotos ayudan muchísimo a sentir lo sabrosísimo de los platos.
    Qué hambre, por Dios, qué hambre...

    ResponderEliminar
  24. Perfecto, absolutamente perfecto...miraré de encontrar conejo (aqui es dificl q sea de calidad) y lo prepararé a mi vuelta de vacaciones...casi tengo un pie en la puerta!

    Si no te comento en los proximos dias, es q no he encontrado un ordenador a mi alcance....;-)

    Un abrazo,

    ResponderEliminar
  25. Está pa coger un trozo de pan i empezar a sucar, este sería un plato en el que yo lo primero que me comería serían las patatas que riqueza de pobre no tienen na.
    Muas!

    ResponderEliminar
  26. pedazso de receta....y las fotitos estupendas....

    ResponderEliminar
  27. El bodegón, el plato, las fotos, la receta... es que me gusta todo.

    Besos.

    ResponderEliminar
  28. Hoy solo paso a saludarte, porque el conejo no nos gusta demasiado, pensando un poco (no lo hago a menudo, ja,ja), creo que no lo he cocinado nunca.
    Bss.

    ResponderEliminar
  29. Exquisito el conejo... me encanta ese paso a paso que pones, tú si te lo curras...
    besitos.

    ResponderEliminar
  30. Se ve riquísimo el plato, y no le veo nada de pobre jeje...
    Te confieso que me da un poco de lástima comerme conejo, siempre imagino al blanco conejito tierno y no me animo, pero seguro éstos mismos pasos se puede aplicar a una carne de ave también ;)
    Un abrazo
    Gaby

    ResponderEliminar
  31. Un post excelente. Una receta pa chuparse los dedos, aunque yo cambio el conejo por pollo, lo siento, pero no puedo con él.
    Las harinas Santa Rita... ayer precisamente recibí una muestra de ellas. Son encantadores. Sin más me las enviaron en un par de dias.
    Aún no las he probado, pero veo que gustan a muchos.
    Un beso y buen día

    ResponderEliminar
  32. Estas harinas Rita, yo las consumo mucho y la verda que salen muy bien, he hcho un pan con esta harina que sale muy esponjoso.
    Tu receta de hoy, para chuparse los dedos...
    Besos

    ResponderEliminar
  33. A nosotros también nos gusta, MARIA JOSÉ, aunque a mi hijo, de pequeño, le engañabamos diciendo que era pollo, porque le daba pena.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  34. No te preocupes, MANUEL TUCCI, y prueba a hacer la misma receta con pollo, también queda espectacular.

    Y muchas gracias por lo que dices del mimo, es verdad que intento cuidar cada día más el blog, y a los que lo frecuentáis.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  35. Se ve buenísimo con ese aspecto doradito y tierno. Me llevo la receta aunque para prepararla con pollo con el conejo no puedo, aunque lo he probado y no me disgusta el sabor soy incapaz de comerlo por razones sentimentales.

    Bicos

    ResponderEliminar
  36. jjjajajaa, FERNANDO, procuro poner grandes las fotos, ahora sí que no tenéis disculpa si no preparais las recetas con todo detalle, ajajaja.

    Y sí, lo de entrar a las dos y cuarto al blog, trae sus consecuencias, lo siento, amigo.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  37. Pues disfruta de las vacaciones SONIA, L'EXQUISIT qué suerte, qué bien, un poco fuera de fechas, mucho mejor, nosotros también solemos viajar fuera de temporada.

    Y esta receta, la puedes hacer igual con pollo, si no encuentras un conejo que te convenza.

    Un beso

    ResponderEliminar
  38. Yo acabe también primero las patatas, que al estar hechas tan despacio, quedaron medio confitadas, buenísimas GEMMA, coincidimos.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  39. Un plato de auténtico lujo.
    Te ha quedado impresionante. Gracias por ese paso a paso tan excelente.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  40. Qué bien SILVIA, me alegro que te guste todo, lo he preparado con mucho cariño, así que me hace feliz haber acertado.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  41. Gracias por pasar de todas formas, MARÍA si te parece, pruebalo y luego me cuentas, que seguro que te convences para toda la vida...

    Y si no quieres, pues haz la misma receta con pollo en trozos, que te quedará igualmente buenísimo.

    Besos

    ResponderEliminar
  42. Es un placer currarmelo LAS PACAS, si así consigo que os guste y me lo contéis.

    Un beso fuerte

    ResponderEliminar
  43. Exactamente GABY, si te da pena hacerlo con el conejo, prueba a hacerlo con pollo troceado y te quedará muy parecido.

    Pero nopienses en los pollitos, o te dará mucha pena también.

    Beso

    ResponderEliminar
  44. Lo mismo te digo CURRA, hazlo con pollo que te quedará estupendo.

    Y sí, Pedro el de Santa Rita es un encanto.

    Besos rebozados

    ResponderEliminar
  45. Para chuparse los dedos, y la mano entera NEUS, es verdad que salió estupendo.

    A ver esos panes qué tal te quedaron... (para mojar la salsita)

    Besos

    ResponderEliminar
  46. Vale RAKELILLA, hazlo con pollo y te gustará igual...

    Y las patatas, ay las patatas, esas están buenísimas hasta solas.

    Beso

    ResponderEliminar
  47. Muchas gracias GLORIA, y aquí tienes tu casa cuando quieras pasar.

    Me alegra que te hayan gustado la receta y el paso a paso.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  48. yo paso a saludar, porque el conejito me da mucha pena y no me gusta nada, me la colarias diciendome que es pollo..jaja!aun asi de pobre nada de nada, vaya kmontonazo de cosas que lleva!un besito

    ResponderEliminar
  49. Que buena pinta!!!! Y que envidia me da poder cocinar en el barro! Yo tengo inducción y eso es imposible!

    Y sobre lo de "descargar dos raciones" te invito a que te pases por mi blog ;)

    Un saludo!

    ResponderEliminar
  50. Una receta de conejo que tiene que estar jugosa de verdad. Me la anoto que así no la he hecho nunca. Un saludo.

    ResponderEliminar
  51. Seguro que está bueno, no lo niego, pero es que yo no me como a un animal de compañía, nosotros tuvimos uno de mascota y claro ya no lo comemos, así que esta no te lka copio, jejeje.
    Besos.

    ResponderEliminar
  52. Esta receta me reconciliaría con el conejo. Tenía un vecino en el pueblo que los criaba y por aquello de ayudarle le compré demasiados. La única comida que no me gusta es la comida mala o mal hecha pero el conejo ahora me da nauseas. Una pena porque me gustaba mucho.

    Un día le cuento mis patatas con grasa de oca.

    ResponderEliminar
  53. Un clásico maravilloso, buenísimo y cuya receta te voy a plagiar, que tengo un conejo de campo en el congelador, de esos bravíos de carne oscura que me va a pedir a gritos un guiso como este... con tu permiso, mañana ya se que voy a preparar para cenar!

    ResponderEliminar
  54. Y el pan???? Falta el pan!!!! Yo quiero mojetear ahí... ñam ñam. Eso es comida... ñam ñam... La verdad es que pocas cosas más ricas hay que la sppas a lo pobre y con ese conejo... Madre mía!.
    Un besote futuro bloguero!

    ResponderEliminar
  55. Los de Santa Rita no se quejaran, estamos un monton de blog con recetas con sus productos, pero hay que reconocer que esta muy bien, y la prueba esta en esta receta que te quedo estupenda, un beso

    ResponderEliminar
  56. Ya se me hace la boca agua. Donde se ponga un buen conejo con patatas... Te ha quedado un plato de lujo!. Un saludo

    ResponderEliminar
  57. Soy de los que lo harán con pollo, el conejo en casa no les gusta a todos. Lo has explicado muy bien, no queda lugar a dudas... es un gran plato.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  58. Madre mía que plato más rico y encima muy completito!seguro que no tardo en prepararlo!!
    Saludos.

    ResponderEliminar
  59. Bueno, tengo que decir, que incluso un niño de 10 años podría hacer esta receta por lo bien y detalladamente que las has explicado. El paso a paso es sensacional, al igual que las fotos, la presentación... TODO. Fantástica la receta. No tardaré mucho en hacerla, yo soy de buen diente y tanto como pollo como conejo como lo que sea. Me gusta todo!
    Un besiño.

    ResponderEliminar
  60. Qué rico! yo estaba pensando con qué estrenar mi lote de productos Santa Rita... pero qué rabia que todo requiera frito!!!!! jopetasssssssss! mi dietaaaaaaaaaa!!!! aunque experimentaré a rebozar pollo con el aderezo pero a meterlo al horno o alguna cosa así... todo sea por ver qué sale... jajaja.

    Besos y excelente receta!!!

    ResponderEliminar
  61. Locasita, tb vale para macerar la carne para albóndigas o hamburguesas, q requerirán menos aceite... Yo lo uso pa eso, vamos.

    Futuro bloguero, el degustador de recetas de conejo, mi cobaya, agradecerá esta receta antes de lo que se imagina...

    ResponderEliminar
  62. Solo falta que me invites a tu casa a comer esa delicia, dejasteis algo? me he quedado extasiada con esas fotos, que excitacion de papilas gustativas!!

    En fin, que sé que no lo voy a catar, pero insisto, dejasteis algo? dime que si, asi podré pensar que es que estaba malo y dejaré de sufrir.

    Te superas cada dia amigo!!!
    Besote

    ResponderEliminar
  63. No puedo negar que la pinta del conejo es espectacular, y con ese acompañamiento, un lujazo, aunque creo que cambiare el conejo por el pollo.
    Un beso

    ResponderEliminar
  64. Bienvenida IRENE NAVAS, he tenido que editaar la entrada, porque muchas de vosotras no coméis conejo porque os da pena...

    Podéis hacer la misma receta pero con pollo, y quedará igual de rica, seguro.

    Un beso

    ResponderEliminar
  65. Gracias BELÉN Y sé muy bienvenida. Yo también cocino en cantidades para dos, o a veces para 4 o 6 y congelo el resto, en raciones de dos.

    Un beso grande y ya tienes otro seguidor.

    Muá

    ResponderEliminar
  66. Queda con el sabor del conejo al ajillo, pero muchísimo más jugoso al cocer con el vino y el caldo.

    Un bso y gracias por comentar, NATI

    ResponderEliminar
  67. a VER COCINERA DE BETULO, que la he cambiado... podéis hacerlo con pollo también.

    Y en cualquier caso... qué patatas.

    ResponderEliminar
  68. Mi querido NOMÉS, ya estoy ansiando probar esas patatas en grasa de oca, supongo que hechas mientras hacía usted un confit con unos muslos...

    Mucho mejor que sus últimas recetas de turmas con pelos, jjaja.

    Para reconciliarse con el conejo, haga usted esta receta con pollo, así no falla.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  69. Que maravilla, QUO, con un conejo de campo, de los de perdigón, sique tiene que salir de aplauso y vuelta a hombros por la casa.

    Enviame la dirección y me paso yo también, jajaj

    ResponderEliminar
  70. Gracias LAUBE, yo estoy contigo, lo mejor las patatas y el moje, aunque hubo poca salsita, ya que la reduje hasta la perfección.

    Besos

    ResponderEliminar
  71. Los de Santa Rita, han hecho una excelenta labor de marketing, regalando productos a los blogueros, y nosotros, agradecidos, estamos publicando lo que hacemos con ellos, MAMEN

    Sería genial que los de Sanchez Romero nos enviaran unos jamones 5Jotas para que los valoremos y comentemos, jajjaa.

    ResponderEliminar
  72. Qué bueno NATI, me alegra mucho que te haya gustado la receta.

    un beso

    ResponderEliminar
  73. Bueno JANTONIO, el plato está igualmente rico con pollo que con conejo, aunque yo esta receta la prefiero con conejo, que tiene un sabor más acentuado.

    Un abrazo y gracias por tu comentario

    ResponderEliminar
  74. Bienvenida por aquí, MARIANT, Y seguro que te sale buenísimo.

    Pruebalo con pollo y con conejo, ya nos dirás cual te sale más rico.

    Y esas patatas, una excelente guarnición para cualquier cosa, huevos, pollo, y hasta solas...

    Besos de bienvenida

    ResponderEliminar
  75. Muy bien KANELA Y LIMÓN, así me gusta, la gente de buen comer que todo le vale, como a mi.

    Un beso grande, y te mando un tuper virtual lleno, por maja.

    ResponderEliminar
  76. Muchas gracias LOCASITA, lo que puedes hacer es darte un homenaje un día y freir algo con esas harinas y rebozados. Por un día... y luego te das una carrerita para compensar y cenas solo fruta.

    Un beso grande.

    ResponderEliminar
  77. Muchas gracias por aconsejar a Locasita, querida SU, y ya me dirás que tal te queda la receta, la hagas con conejo, o con pollo que seguro que os encanta.

    Un beso

    ResponderEliminar
  78. Dejamos solo algunas patatas, porque nos lo acabamos todo, dos buenas raciones que se fueron acabando.

    Pero no tomamos pan para el moje EVA, ya que habíamos reducido a tope la salsa, y la "mojamos" con las patatitas semicocidas de la receta de a lo pobre.

    Pero te invitamos cuando quieras, que será un placer conocerte.

    Beso

    ResponderEliminar
  79. Pues te encantará también TATIANA, ya lo verás, y espero que me lo cuentes o lo publiques.

    Un beso

    ResponderEliminar
  80. Hola!!
    Yo soy una de las que no come conejo por cuestiones "sentimentales". (yo me entiendo).
    Eso sí, tiene una pintita genial. Seguro que delicioso con esa harinita y esas papitas...mmmm....
    Besitos.

    ResponderEliminar
  81. Bueno AMANDA, tú serás de las que la haga con pollo, y te saldrá igual de rica.

    Lo siento si te recordé algun sentimiento triste...

    Beso

    ResponderEliminar
  82. Qué buenísima pinta tiene este plato... y el acompañamiento me parece perfecto

    Besps. Ana

    ResponderEliminar
  83. Bueno FB, qué plato tan delicioso te ha quedado, y lo bien que te ha ligado la salsa. Apuntamos esa técnica para que no quede grasienta. Espectacular, ¡Viva la cocina tradicional!.

    Esas papas a lo pobre (aunque ese día no probamos el conejo, mira aquí) y ese punto sabroso de la carne ¡bravo, bravo, bravo!

    Me encanta, y por supuesto es un plato para llevar a tu casa 1 barrita de pan por barba ¿a qué sí?

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  84. Pues ya es casi la hora de la cena y este conejico con sus pataticas me está abriendo el apetito...qué buena pinta tienen!
    Un besico.

    ResponderEliminar
  85. pues en casa nos encanta el conejo, es más, mis suegros tienen una granja con 500 conejos y siempre lo consumimos.
    Te felicito por tu paso a paso

    saludos

    ResponderEliminar
  86. Creo que con tus trufitas de postre sería un menu estupendo, RECETAS DE MAMÁ

    uN abrazo.

    ResponderEliminar
  87. De acuerdo, aceptamos conejo como animal de compañía y nos comemos al pollo. Jejejeje. Gracias.
    Besos.

    ResponderEliminar
  88. Jasjaja, CARLOS DUBE, como no ibas a conocer el Purche, jajaja.

    Allí, al menos hace años, era todo más grasiento pero se cenaba estupendamente despúes de un día de esquí o de paseo por la montaña.

    ¿Conociste el Bar Ranco, ese en Granada junto a la alhambra, al borde del barranco? Fantasticas setas a la brasa...

    Me alegra que te haya gustado la receta.

    (He de decirte, aún no te lo he comentado que he ido hoy al Alcampo por tu culpa)

    ¿Sabes quien va a abrir un queso mañana a la hora del aperitivo?

    Abrazo

    ResponderEliminar
  89. Mejor para comer que para cenar, LOLAH, creo que de cena, resultaría excesivo, jejee.

    Un beso sin ajillo

    ResponderEliminar
  90. Pues cuando quieras, te preparas esa receta, ya verás como también te gusta así preparado.

    un beso LIDIA,

    ResponderEliminar
  91. UN besote COCINERA, YA ves que hasta he editado la receta por todos los que no podeis comer conejo...

    Mua

    ResponderEliminar
  92. Pues ya nos contarás.... jejeje a ver si la vamos a liar parda ;), a nosotros nos encanta.

    El Bar el Ranco no sé si lo conozco (lo que oyes), déjame preguntar a mis amigos porque me suena y a lo mejor también he estado! (antes del blog claro). Lo que no recuerdo son las setas.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  93. Creo CARLOS DUBE que recordarías las setas, como yo recuerdo el Purche de mucho antes del blog, de cuando era solo camping y rstaurante y llegar era una auténtica aventura, estaba sin señalizar...

    Las setas del Bar Ranco las hace el dueño, que no se aparta de la brasa donde prepara también excelente pollo asado, y muchas otras cosas. El encanto es el lugar, arriba del barrranco junto a la Alhambra desde donde se divisa toda granada, en una estupenda terraza.

    Si no, cuando vayas por allí, no dejes de ir, que desde Madrid, no se tarda tanto...

    Abrazo con queso.

    ResponderEliminar
  94. Desde hace unos días me he propuesto entrar en este blog después de cenar, más que nada para que la boca no se me haga, inutilmente, agua :) Yo me esmero, que conste, pero por más amor que pongo, nunca me salen platos tan suculentos como los tuyos. Necesito unas clases particulares ;)

    Un beso (guapetón)

    ResponderEliminar
  95. He leído en el blog de Sonia, el tuneo de tu receta de conejo o pollo, la verdad que no se que tiene la gente contra el conejo, por que mira que esta bueno, mi marido tampoco come, por que de pequeño vió como le quitaban la piel, y de la impresión ya no ha comido nunca más.

    ResponderEliminar
  96. Qué nos vas a contar, si nuestra segunda casa es Granada!!. Gracias por la información. Un saludo.

    ResponderEliminar
  97. olvidé decirte que es la primera vez que escucho "trozos groseros", ejem ejem,
    bonanit

    ResponderEliminar
  98. Que cazuelilla de conejo tan rica y las patatitas a lo pobre debían estar delicioso, el vinito que le has puesto bueno bueno.
    Besitossss

    ResponderEliminar
  99. Paco,

    Qué cosa más rica. Te ha quedado un guisote impresionante con un paso a paso estupendo. Me encanta la idea de hacer así el conejo. En mi casa les gusta mucho al horno pero a mi me resulta demasidado seco. De esta manera queda jugoso y sabroso. Y el acompañamiento, ni te cuento. Esas patatitas son un auténtico vicio. Hoy Paco estás que te sales.

    Un besito,

    Sacer

    ResponderEliminar
  100. Si te cuento que no he cocinado conejo desde hace 18 años...
    Sera que es desde el día que me divorcié del " MORENO" jajajaaj.
    Delicioso.
    Besos

    ResponderEliminar
  101. uffffff siempre haces que termine mordiendome los labios del hambreeeeeeeeee

    ResponderEliminar
  102. Mira, ayer justo estuve leyendo que hay que comer más carne de conejo por lo magra y por tanto, saludable que es.

    Y realmente a mí me gusta, aunque lo hago poco, pero tu receta me parece espectacular, me gusta además ese puntito de la guindilla que al conejo le vendrá genial. Y de las patatas... uhmmmmmmmmm, nada que decir, directamente, me las como.

    Buenisisiisisimo plato, enhorabuena!!

    Ahhhhhhh, y fantásticas fotos con un paso a paso perfecto.

    un besito

    ResponderEliminar
  103. Un plato completito, nutritivo y rico,rico.
    Me encanta el conejo y esta receta me parece esutpenda. De pobre nada, rico, rico.
    Un besín.

    ResponderEliminar
  104. A ver querido Futblo,
    esto no lo venden envasado??
    Coño, que sabes mi precariedad culinaria, y me pides que este pendiente de dos ollas a la vez...???
    India, cuidado con el conejo que es una cosa demasiado dura para tu boca!!

    Besitos

    ResponderEliminar
  105. ¡Vaya poderío de fotos y explicaciones detalladas! ¡Ponte un 10!
    El pueblo de Granada no lo conozco, pero Lillo si hemos tenido el placer la contraria y yo de comer allí, ya que hemos vivido muy cerca.
    Te estás superando, Paco.

    ResponderEliminar
  106. te puedes creer los años que hace que no como conejo??? me tengo que animar con tu propuesta, me parece un sabor delicioso el del conejo y por pereza lo he dejado de lado. un besito, me alegro que coincidamos en las fotos de los abuelitos

    ResponderEliminar
  107. Jajaja, gracias INDIA, Sería unplacer cocinar contigo y todas las cuchis...

    Un beso guapa

    ResponderEliminar
  108. Yo creo que Disney ha hecho mucho daño al consumo de conejo, jajaja. Da igual NEUS, el que no quiera que lo haga con pollo, aunque los pollos criados en granjas de pollos, en fin, que dan batante lástima también si nos ponemos a pensar eso no comemos de nada...

    Besos

    ResponderEliminar
  109. Abrazo CARLOS D

    Pues es una denominación tradicional en la cocina lo de los trozos groseros MAITE, para referirse a partir en trozos sin picar expresamente en corte juliana, brunoise, etc

    Pero a mi también me hace mucha gracia la expresión.

    Besos

    ResponderEliminar
  110. Me alegro de verte de vuelta MARÍA JOSÉ, esperoq ue ya se solucionasen tus problemas con blogger..

    ResponderEliminar
  111. Gracias SACER, efectivamente este truco hace que quede bien jugoso y blandito.

    De las palabras no hablo que es pecado mortal, jajjaja, de escándalo

    ResponderEliminar
  112. Pruebalo con pollo MARGOT, aunque a lo mejor te convenía comerlo con conejo, para exorcizar lo del "moreno"

    Un beso

    ResponderEliminar
  113. Pero como puedes tener hambre a las 12 de la noche SUSANITA, a esas horas hay que estar bien cenada, con la digestión hecha y lista para ir a la camita...

    Besos chispitas

    ResponderEliminar
  114. Gracias FRABISA, animate a hacer un guisito así, ya verás que delicia...

    Un beso

    ResponderEliminar
  115. Otro besín para ti DELY, y gracias por tu comentario, rico rico también.

    Mua

    ResponderEliminar
  116. Jajaj LOKITA, se supone que los que no podemos hacer dos cosas a la vez, que no nos da la neurona somos los chicos... jajaja

    Un beso apretado

    ResponderEliminar
  117. Gracias PEDRO, eres muy generoso con las puntuaciones...

    Estoy en racha con tus dieces.

    Pues el pueblo de Granada bueno, el sitio no está exactamente en un pueblo, es un camping que hay en la carretera que va de Granada a Sierra Nevada, término municipal de Monachil. Allí, segun vas subiendo hay un cartel de Camping Ruta del Purche, y es un clásico entre los esquiadores ir allí a disfrutar de sus patatas a lo pobre y sus recetas caseras a la antigua...

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  118. Pues venga LOLADASHITA, animate a hacerlo así, queda igual de bueno que de costumbre, pero tierno y jugoso y mucho menos grasiento.

    Muy recomendable...

    Bso

    ResponderEliminar
  119. Qué maravilla de plato!! Me quedo con las patatas porque no como carne :D.... aquí el conejo brilla por su ausencia jeje, aunque parezca mentira, es un animalillo que no se come aquí.
    Muy buenas las fotos!
    saludos,

    ResponderEliminar
  120. Madre mía que espectáculo! me ha dado un rugido el estómago de lo menos fino...
    Enhorabuena, pedazo recetón!

    ResponderEliminar
  121. Pues aunque no comas carne, prueba a hacer esas patatas, a lo pobre, Hilmar, como una guarnición para pescados, o con unos huevos fritos, o solas, que están buenísimas, y se deshacen en la boca.

    un beso y gracias por comentar aunque sea una receta carnívora...

    ResponderEliminar
  122. Son en realidad dos recetas SU, por el precio de una, jajaja.

    Las patatas a lo pobre, una delicia a mantener en nuestras mesas, y un conejo al ajillo re-versionado para quitarle grasa y darle un poco de suavidad y jugosidad, manteniendo su sabor potente.

    Un beso Susana, siempre me gusta verte en esta casa.

    ResponderEliminar
  123. Me encantan los paso a paso que te marcas y ésta receta tiene que estar de muerte súbita!

    Te lo copio pero yo usaré pollo.

    Besos

    ResponderEliminar
  124. Estupendo plato, autentica cocina tradicional, la mejor sin duda. A mi si me gusta la carne de conejo, creo que es una carne con un delicioso sabor, con pocas grasas y que por cuestiones un poco tiquismiquis no es muy apreciada por mucha gente. Preparado al ajillo es delicioso, mi madre bordaba esta receta, pero con el acompañamiento de su excelencia las patatas a lo pobre, el plato ya adquiere rango y galones.
    Mis felicitaciones

    ResponderEliminar
  125. Pues anda que este conejito tiene una pinta...
    Riquísimo.
    Yo también tomo nota de tu receta.

    ResponderEliminar
  126. Usa pollo, si quieres BEATRIZ, y haz tu versión, ya verás qué exito tiene la receta y las patatas.

    Un beso y gracias por tus palabras

    ResponderEliminar
  127. Gracias MARIPUCHERETE, por los galones, jajja.

    Prueba y ya verás como gana la receta clásica del conejo al ajillo, al darle la cocción posterior de vino y caldo...

    Besos

    ResponderEliminar
  128. Que genialidad , para enfermos de hipercolesterolemia endogena como yo ... Con 27 años y ya , cascaica ¡¡¡¡ joder ¡

    Bueno sera cuestion de cuidarse ...

    Besis ,
    AAdemas el conejo es sanisimo para las calorias de mas ...tiene muy poca movida grasienta y si eres diabetico esta de p.m


    Besis uanmoretime .
    ñ

    ResponderEliminar
  129. No me gusta ni el pollo ni el conejo. Soy de carne de cerdo.

    Besos de Princesa

    ResponderEliminar
  130. Uanmortaim besos para ti guapa, que me alegra ver que te gustan estas cositas. EÑE, y además así, desengrasaito puedes aprovechar, que no tiene el aceitazo del tipico ajillo, sino que se rebaja muchísimo así.

    Muá-muá y requetemúa!!

    ResponderEliminar
  131. No me gusta que hables así de tu Felipín, PRINCESA LETI tú prepara estas patatitas y verás como le convence al padre para que se retire abdicando a Mallorca con los jubilautas alemanes.

    Besos de tu siempre fiel servidor

    ResponderEliminar
  132. Hola Futblo,
    Yo soy de las que se apunta esta receta para hacerla con pollo. Me parece espectacular. Un abrazo grande.

    ResponderEliminar
  133. Me alegra que la apuntes, porque es de las que no falla, FABI, un beso y buen día de miércoles, ya en el ecuador de la semana laboral...

    beso

    ResponderEliminar
  134. Uy, que me salto a Rosanna, pues nada, ya me contarás que tal te sale cuando la prepares.

    Beso

    ResponderEliminar
  135. Merece la pena estar pendiente a dos guisos a la vez si sale un plato como este... se ve absolutamente delicioso... oye, gracias por las cosas que me pones en el blog... y gracias por lo de guapa jejeje
    Un beso

    ResponderEliminar
  136. Otro para ti MAR, y animo con esta receta clásica renovada...

    Es que yo llevo a Cádiz muy dentro, la mitad de mi familia es de por allí, aunque yo viva en Madrid...

    Beso

    ResponderEliminar
  137. Yo también soy de las que prefieren el pollo al conejo. Muy buena receta, bloguero. Prueba el pollo que he puesto con naranja, ya verás qué rico. Besitos!

    ResponderEliminar
  138. Gracias Angie pruebalo entonces con pollo y me cuentas. Voy a ver tu receta de pollo con naranja, a ver qué tal

    ResponderEliminar
  139. Particularmente me gusta mucho el conejo y las patatas a lo pobre me encantan.
    Un plato perfecto.
    Besos

    ResponderEliminar
  140. Qué delicia la receta que me has recomendado, Bloguero! Creo que por esas fechas no te conocía. La haré sin falta y te cuento. Besos y gracias por tu amabilidad.

    ResponderEliminar
  141. Me alegro que te haya gustado MESE, esta receta doble de conejo y de patatas a lo pobre.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  142. Estoy deseando ver tu nueva versión algún día, ANGIE, y a mi me pasa lo mismo, ya iremos conociendo recetas atrasadas...

    Estaba yo pensando en reeditar alguna de las más antiguas para que se vea ahora...

    Un beso grande Angie.

    ResponderEliminar
  143. Bloguero vaya conejito que has preparado!!! Y lo digo con conocimiento de causa porque muy, pero que muy parecido lo cocino yo...en breve lo pongo.
    Delicioso,así lo veo como la foto, me encanta...
    Besitosssss

    ResponderEliminar

  144. Me lo digo. Tengo que madrugar más. Desde que termino de leer el post hasta que escribo el comentario me aparecen 144 que se me han colado.
    Hablaré con lmcqdc. Ella decidirá. En principio, dentro de un par de horas iba a comenzar a preparar un conejo en escabeche. Veremos si cambia de opinión. Si no... otro día, que eso tiene una pinta fantástica.

    Saludos Busy Blog

    CR & LMA
    ________________________________

    ResponderEliminar
  145. Pues ya estoy deseando verlo GOYI, gracias por tu comentario.

    Beso

    ResponderEliminar
  146. Seguro que os encanta a lm q dc y a ti ÑLB, aunque un buen escabeche casero, tanto para conejo, como para codornices o perdices, no lo despreciaría jamás...

    Otra vez será, en su caso.

    Pero y las patatitas? Esas pueden ir con cualquiera de las dos formas de comer ese conejo, tanto en escabeche como al ajillo...

    Abrazo NÑB y sra qdcñlb

    ResponderEliminar
  147. No le hago ningun asco a este animalito, asi que guardame un poquito ¿Vale?

    ResponderEliminar
  148. En casa comemos conejo a menudo, además de campo, que son los mejores, aunque a mi me gusta también mucho el de granja.
    Esta forma de preparlo es una de las que hago, excepto por la harina.
    Gracias por tus buenos deseos en mi blog

    ResponderEliminar
  149. A mi me gusta el conejo así pero no conocia las patatas a lo pobre, muy buenas :)

    ResponderEliminar
  150. Yo quiero probar esa receta... Que rico y esas papas que ricas. Por suerte aclaraste lo del conejo por pollo, ya que es difícil conseguir conejo, tenes que encargarlo y te lo cobran una fortuna, aunque no creo que quede tan rico como tu conejo. Pero esas papas... que ricas... ya te darás cuenta cual es mi debilidad...
    Me encanta como explicas las recetas, yo te entiendo de maravillas, la verdad es que si pudiera te daría un premio... excelente tu blog y que decir de las recetas...

    Un beso enorme, Silvia

    ResponderEliminar
  151. Eso está hecho, MARGARIDA, quieres con o sin patatas?

    Besos a lo pobre

    ResponderEliminar
  152. Esas patatas son clásicas de nuestra gastronomía española, MOIRA, cuando las pruebes lo entenderás...

    no es sólo lo que aparentan... son mucho mejores aún.

    Besos

    ResponderEliminar
  153. Muchas gracias SILVIA, me alegra que te hayan gustado... las recetas, las patatas y las fotos.

    Un placer para mi oir comentarios así.

    Besos

    ResponderEliminar
  154. Hola guapo!
    Yo creo que esta receta de pobre no tiene nada!! Esta estupenda, más de uno ya quisiera catarla ;)

    Después de tanto tiempo viendonos por los blogs amigos, ya era hora que nos hiciermos amigos verdad? Ya formas parte de mis blogs preferidos porque es estupendo!

    Petonets.

    ResponderEliminar
  155. Muchas gracias PENNY, y bienvenida...

    Espero que curiosees y veas algunas recetas de los últimos tiempos, ya me dirás...

    Beso de bienvenida

    ResponderEliminar
  156. Mira que soy poco amante de esta carne, pero me has convencido con esta receta. El otro día me gasté un dineral, porqué compré los lomitos del conejo, que fue lo que más me atrajo y los voy a preparar con tu receta...que pinta más increible!!

    Núria

    PD: Perdona por no haberte comentado antes...pero mi salud no me permite visitar lo que yo quisiera..

    Besos

    ResponderEliminar
  157. Pero todo lo estabas haciendo tu???, tambien las fotos???...
    _ Habra que felicitar a ¨la¨ o ¨él¨ ayudante. Un abrazo

    ResponderEliminar
  158. Tranquila COCINARTE, si la salud es lo primero.

    Prueba y me cuentas, y si no, otro día con pollo...

    Beso

    ResponderEliminar
  159. Esta vez fui yo solito FE-I*KÁ aunque a veces, La ayudante, la rubia Azabache se hincha a picar, pelar y ayudar...

    ResponderEliminar
  160. En casa nos gusta el conejo a todos y esta manera de prepararlo me parece una estupenda opción para variar. Y también se la voy a pasar a mi hija, que hoy andaba buscando recetas de conejo.

    Biquiños.

    ResponderEliminar
  161. Ufff veo esas fotos y me entran ganas de mojar pan!!!

    ResponderEliminar
  162. Muchas gracias UCA, espero que lo disfrutes cuando pruebes a prepararlo.

    Beso

    ResponderEliminar

Recetas con fotos paso a paso de elaboración y presentación. Trucos y consejos. Siempre leo los comentarios y los agradezco muchísimo. Además, así puedo resolver vuestras dudas. ¡¡Muchas gracias!!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...