Receta de lubina rellena de verduras y gambas para Navidad

lubina salvaje rellena de verduras y gambas pakus lazyblog

Quiero contaros cómo preparar una estupenda receta de lubina rellena de verduras y gambas, ideal para Navidad o la Cena de Nochebuena. Se trata de una receta muy vistosa, pero que no tiene complicación, con la que quedaréis estupendamente con la familia. Además, no es necesaria una gran ración para sentirse satisfechos por lo que con una lubina en torno a 1.2 kg, unas verduras y unas gambas, podéis sacar cuatro buenas raciones. 

Lo más importante es que contéis con un producto de calidad, como la lubina salvaje con la que vamos a hacer este plato. Además, especialmente en el caso de las recetas de pescado, es importante que no lo sobrecocinéis, ya que el pescado asado más tiempo de la cuenta, queda seco, pierde su gracia y no es un plato atractivo. Hoy resolveremos esto dejando nuestra lubina en su punto. 

Si seguís mis pautas y os acordáis de los trucos que os he contado otras veces para saber cuándo un pescado está en su punto, esta lubina rellena de verduras y gambas para Nochebuena será un éxito y quedaréis estupendamente con un plato riquísimo y muy fácil de hacer. 


Ingredientes para 4 personas


  • Una lubina salvaje de O Percebeiro, dos patatas, 1 cebolla, caldo hecho con las cabezas de las gambas
  • Para las gambas al ajillo: 40 gambas pequeñas, 4 dientes de ajo, aceite de oliva virgen extra
  • Para las verduras del relleno: 1 puerro, 1 zanahoria, medio calabacín y 1 pimiento verde


Cómo hacer una lubina rellena de verduras y gambas para Nochebuena

lubina salvaje de OPercebeiro
Más fresca imposible esta lubina salvaje de O Percebeiro

Comenzamos abriendo la lubina de arriba abajo para poder meter dentro el relleno. Con un cuchillo afilado es una tarea sencilla. Empezamos en la parte cercana a la cabeza y movemos el cuchillo apoyado en la espina central deslizándolo hacia la cola. No hace falta abrir muchísimo, sino el hueco para poder rellenar. 

Una vez abierta la lubina, la limpiamos y secamos bien. Todo esto se lo podéis pedir al pescadero al comprarla o hacer el pedido a O Percebeiro. Para hacer el relleno, podríamos meter los ingredientes en crudo, ya que se cocinarían dentro de la lubina como si fuera un papillote, quedando como si se cocieran al vapor.  Pero en mi casa nos gustan los sabores más intensos por lo que preferimos cocinar un poco tanto las gambas como las verduras, antes de rellenar. 

Para hacer las gambas al ajillo, pelamos las gambas y nos reservamos las cabezas, con las que haremos un caldo corto o fumet. Picamos dos dientes de ajo en filetes y los doramos en una sartén con aceite de oliva virgen extra. Añadimos los cuerpos de las gambas y los cocinamos ligeramente a fuego vivo, SOLO HASTA QUE CAMBIEN DE COLOR. Entonces, los sacamos y los reservamos. El caldo lo colamos y lo guardamos. Aquí tenéis la receta de gambas al ajillo con todo detalle para un aperitivo de lujo.

En ese mismo aceite que hemos hecho las gambas, pochamos el pimiento y el calabacín cortados en trocitos, el puerro picado también pequeño y las zanahorias cortadas en pequeños bastones tipo juliana. Cocinamos durante 10 minutos. Ya tenemos listas las verduras, que se terminarán de hacer dentro de la lubina. 

Cortamos unas patatas en rodajas muy finas. Cubrimos con ellas el fondo de una bandeja de horno y añadimos una cebolla cortada en juliana muy fina. Agregamos un poco de sal, un buen chorro de aceite y medio vaso del caldo de cabezas de gambas y ponemos a hornear a 190ºC. Mientras, podemos preparar el pescado, rellenando la lubina.

Con ayuda de nuestra pareja que sujetará la lubina para dejar arriba la abertura que hemos hecho, procedemos a rellenar la lubina, primero con las verduras pochadas, apretando bien que terminan entrando. Después, vamos añadiendo las gambas al ajillo reservadas y las metemos empujando con la cuchara para que alguna quede entre las verduras. 

Para atar la lubina y dejarla presentable, -como un regalo- escaldamos unas hojas de puerro, de las de fuera que normalmente quitamos al principio al pelar el puerro, -y que guardamos para echar en caldos caseros- y las utilizamos para hacer tres lazos, uno arriba, otro en medio y otro más cerca de la cola de forma que sujeten la lubina.

Antes de meter la lubina en el horno, miramos las patatas que dejamos dentro con el caldo de gambas que ya se habrá evaporado y absorbido por ellas. Si queda algo, esperamos y dejamos que se evapore. Entonces metemos la lubina, con cuidado, dejándola sobre la cama de patatas que aún no estarán cocinadas pero que se harán en lo que se cocina el pescado.

Dejamos la lubina sobre las patatas en la zona central del horno y la cocinamos diez minutos por un lado y otros cinco más por el otro, siempre a 190ºC y ya la tenemos lista para sacar y cortar en raciones. Solo falta quitar los lazos de puerro y repartirla en los platos.

Ficha de la receta


Nombre: Receta de lubina rellena de verduras y gambas

Tipo de receta: Plato principal de pescado

Tiempo de elaboración : 1 hora

Dificultad: Fácil

Raciones: 4

Calorías: Baja

Precio: Medio-alto

A diario nuevas fotos y trucos de cocina en mi Instagram

Con qué acompañar la lubina rellena de verduras y gambas


Esta ración de la receta de lubina rellena de verduras y gambas es perfecta para servir como plato principal. Antes podéis hacer una buena sopa de pescado o una crema de marisco y terminar con un postre elegante como el postre cremoso con coulis de frutos rojos

Sed felices, 




1 comentario:

  1. Me estoy chupando los dedos con sólo leer la receta. Cocinas muy rico. Saludos.

    ResponderEliminar

Recetas con fotos paso a paso de elaboración y presentación. Trucos y consejos. Siempre leo los comentarios y los agradezco muchísimo. Además, así puedo resolver vuestras dudas. ¡¡Muchas gracias!!