Cómo hacer cordero asado. La receta de mi familia


En esta foto podéis haceros una idea de a lo que me refiero, una cordero bien asado, dorado y casi crujiente por fuera, y a la vez bien jugoso por dentro, y con una salsa llena de sabor, que no es como agua, sino concentrada y sabrosa. Y ¿cómo hacer el cordero asado para que quede así? Yo sólo sé cuál es la receta de mi familia.

Para preparar este asado de cordero, hace falta tiempo, solamente eso, tiempo para hacerlo con cariño y con calma, y claro, un buen género, un cordero lechal de verdad, de vuestro carnicero de cabecera. Con eso y un poco de agua, practicamente no hará falta nada más para disfrutar a gusto de un asado tradicional. Os cuento.

Mi abuela Lola, cuya receta de besugo al horno ya conocéis, o su carne guisada, que también he publicado, era la que hacía bueno el cordero asado en mi familia. Hace poco me dijeron que yo había heredado su buena mano y no os imagináis lo orgulloso que me sentí.

Años después, no hace tantos, fue mi tío Pablo quien tomó su relevo, y fue capaz de sacarle al cordero, aquel sabor mítico que solamente mi abuela había conseguido, y sobre todo aquella salsa, fuerte, potente, nada que ver con el agüilla que te dan como salsa en la mayoría de asadores.
 
Ingredientes por persona:
  • Una paletilla de cordero lechal, o media pierna, sal, vinagre, agua. Para los tres que lo comimos, usé una paletilla, una piedra y la falda de las chuletas de medio cordero lechal.

Cómo hacer cordero asado

Cuando el cordero es lechal, lechal, las piezas son muy pequeñas, y los huesos se llevan la mitad del volumen por lo que no creáis que es tanta cantidad. Indudablemente es una buena ración, pero una paletilla de cordero lechal auténtico, no da para dos personas. 

Con la pierna, al tener algo más de magra, sí pueden salir dos raciones o una y media, que se puede completar con algo de la falda de las chuletas. Yo prefiero siempre comprarlo en Carne VillaMaría (clic) por precio, calidad y comodidad, que me lo traen a casa y además es de Segovia y está buenísimo. 

Para hacer este asado para la hora de la comida, mi abuela comenzaba a las 10 de la mañana, pues necesita, prácticamente 3 horas de horno, y ella que entonces tenía un horno de gas, tardaba 4 horas.

Hoy con los hornos más modernos podríamos hacer en menos tiempo el asado, pero el resultado no es el mismo, y mi experiencia es que vale la pena hacer el asado muy despacio, a 160º, durante más tiempo que hacerlo a 200º en hora y media y que quede muy reseco.

Al asarse despacio en sus propias grasas, el cordero queda como confitado, por lo que su textura es mucho más jugosa, y siempre se puede dorar al final. En muchas recetas, lo primero que se hace con el cordero una vez sazonado es untarlo con manteca de cerdo, pero en casa, nosotros no le ponemos nada más que un puñado de sal gruesa y una mínima cantidad de aceite de oliva virgen extra, ni una cucharada para todo el que véis en la foto. (Pierna, paletilla y falda de las chuletas)



Se distribuye el cordero en una fuente de horno ovalada, mejor las clásicas de barro, y se añade un vaso de agua (pequeño, unos 150 ml) y un buen chorro de vinagre de vino blanco (un buen chorro, generoso, ¿eh?) También se puede hacer directamente en la placa del horno.
 
Se introduce en el horno y se deja asar a baja temperatura. Yo le puse calor arriba y abajo, sin ventilador, a 160º. No os hablo de tiempos porque cada horno funciona diferente, pero guiaros por el color y la experiencia, cada vez que lo hagáis os saldrá mejor. Los tiempos os los doy para un cordero bien pequeño lechal de verdad.

Tened en cuenta una cosa, mientras la parte de arriba de la fuente se está asando, la parte de abajo del cordero está en contacto con el agua, por lo que ahí el cordero se está cociendo. Por eso hay que hacer dos cosas.


Una, cada quince minutos hay que dar la vuelta a las piezas, para que se hagan de forma uniforme. Dos, en cuanto empiece a tomar color, más o menos a partir de los 45 minutos, hay que hacer las vueltas más seguidas, y retirar el agua para que no haga cocer el cordero, reponiendo cuando falte, para que tampoco se reseque.

El trabajo es así, ir retirando (y reservando) el agua con los jugos, para que no haya más que medio cm. aproximadamente en la base de la fuente, y a la vez irla reponiendo cuando vaya faltando. Por ello hace falta tiempo y dedicación. Cariño en la cocina. Ir sacando con un cacillo el líquido cuando hay mucho. Y poco a poco ir devolviéndolo al asado, regando el cordero con él, cuando va faltando.

De esa manera, el cordero se va asando de forma homogénea y la salsa, va tomando potencia, color y se va espesando un poco. En el fotomontaje de encima, podéis ver como se va haciendo poco a poco, casi sin líquido en la base de la fuente de barro, y como va cogiendo su color, mientras va menguando el tamaño y se retrae la carne sobre los huesos.

El cordero que véis en las fotos, tardó un total de 2 horas y 40 minutos, y estaba perfectamente jugoso por dentro, y bien dorado por fuera. Es mucho mejor haber empezado a cocinarlo a las 11 u 11 y media, que ponerse a cocinarlo a la una de la tarde y tener que hacerlo corriendo a todo gas. Recordad el secreto, hacerlo despacio, con tiempo, con cariño y con paciencia.

Mientras se asa, lo regamos, sacamos o añadimos líquido, vamos dando la vuelta a las piezas cada 10 ó 15 minutos, y como tenemos mucho tiempo en la cocina, podemos aprovechar para hacer una buena ensalada, o una macedonia de frutas, o usar el tiempo para revisar el armario de las latas y descubrir alguna que tenemos escondida en la parte de atrás. Pero hay que estar en la cocina, no podemos abandonar el cordero a su suerte, no quedará igual.

El premio es éste, un sabor estupendo, una textura de lujo, un recuerdo que no se os borrará, y lo mejor, la cara de los vuestros al disfrutarlo. O como yo ahora al recordar el de mi abuela, la sonrisa del recuerdo. Si queréis ver otra versión del cordero hecho con aceite de romero (clic) pero con la misma técnica, no dejéis de mirar el enlace a dicha receta.




Para terminar, sacamos las piezas de la fuente o la placa de horno, y desglasamos con un poco de agua los restos semisólidos que habrán quedado, calentamos, reducimos y servimos.

Como se suele decir... Estaba "de lagrimita"


Yo creo que un cordero asado con esta receta familiar, éste debe ser plato único, si acaso acompañado de una ensalada fresca, pero sin entrante, pues además del plato en sí, se acompañará con más pan de lo normal, para disfrutar de la salsa.

Espero que os haya gustado. Sed felices,



103 comentarios:

  1. Si tienes un carnicero de cabecera y confías en él, nuestra opinión es que lo mejor es pedirle un cordero que lleve como un par de semanas comiendo, ya destetado... El sabor se multiplica y la ternura de la carne es la misma...

    Corderos de sierra, por ejemplo, como los de la DO Cordero de la Alcarria... Ains, que hambre...

    ResponderEliminar
  2. ¿Paciencia y cariño?, esa es mi receta.Lo llamaré como cordero asado perezoso.
    Gracias.

    ResponderEliminar
  3. Me encanta probar recetas nuevas,hacer cosas distintas, pero una de mis asignaturas pendientes es un asado de este tipo. Me da verguenza decirlo, pero siempre me ha dado tanto respeto, que nunca me he atrevido a hacerlo.
    Mi hermana, a la que la cocina le da más o menos igual, lo ha hecho y en cambio yo, aún no me he atrevido ¿Te lo puedes creer?
    Creo que me voy imprimir tu receta y me voy a lanzar, que tiene que estar buenísimo.
    Saludos

    ResponderEliminar
  4. Y tanto, la pinta final es fabulosa. Estas recetas le hacen a uno vibrar, desde luego. Es que no hay más que verlas, asado al amor de una lumbre suave, final jugoso y apetecible y caray, ¡riquísimo!.

    Me ha llamado la atención lo de darle la vuelta cada 15 minutos, una técnica interesante. Y el proceso fotográfico del asado te ha quedado de miedo.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  5. Hola Paco,

    nosotros asamos el coredero al estilo leonés, que es prácticamente igual que el método de tu abuela, con la diferencia de que nunca hemos puesto vingre. Lo probaremos a la próxima.

    No puedo estar más de acuerdo contigo en que el sabor y la textura de un asado a baja temperatura es la caña. Paciencia, buen género y a marearlo a vueltas tal como explicas. Y luego a disfrutar de lo lindo.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Paco, te ha quedado estupendo. Lo haces como en mi casa, bueno en este caso el maestro asador es mi marido. Te cuento, nosotros tenemos en el jardín un horno de barro de Pereruela y allí es donde asamos los lechazos con leña. La verdad es que tenmos el horno poco aprovechado, pues es lo único que hacemos en el. Espero que cuando nos jubilemos probemos a hacer pan, por ejemplo.

    Mi marido lo hace igual con sal, agua y vinagre, solamente que tiene que encender el horno dos horas antes y lo bueno que tiene es que aunque lo programes para comer a las tres, por ejemplo, no pasa nada si se queda más tiempo en el horno, pues llega un momento en el que ya no se sigue cocinando. El no le añade el agua con el vinagre hasta que no pasa la primera hora y lo da la vuelta, al principio lo pone solo con la sal.

    Menudo rollo te he metido.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Llevas toda la razón, este cordero está que se me saltan las lágrimas.
    La pinta que tiene tan estupenda y vaya olorcilla que ha tenido que dejar en toda la casa, que rabia no poder probarlo.
    Un 10 para esta lenta receta pero exquisita.
    Mil besos.

    ResponderEliminar
  8. Tienes razón en dos cosas:
    1.El tiempo en este tipo de platos es fundamental y el cariño y dedicación, tambien.
    2. Hay que revisar el armario de las latas de vez en cuando.Yo siempre tengo que titar alguna de las que se quedan al fondo,porque han caducado ja,ja.
    Fantástico plato de domingo, familia y sobremesa.
    Un abrazo,
    María José.

    ResponderEliminar
  9. Querido Pakus:
    La entrada de hoy es muy especial para mi, como bien dice Pepa, la zona de la Alcarria tiene un cordero para morirte de rico. Ojalá algún dia podamos compartirlo en tierras alcarreñas, he hecho una primera gestión para ello, de momento sin resultado.
    Enhorabuena

    ResponderEliminar
  10. Tiene pinta de estar riquísimo. Mi madre para el cochinillo que también le sale riquísimo, hace igual, se toma su tiempo, solo que solo le da un par de vueltas, para que los jugos que suelta no lo reblandezcan, mi padre hace una rejilla con ramas de romero y la pone en el fondo de la cazuela, da sabor y evita que toque el fondo de la cazuela

    ResponderEliminar
  11. Si lo tengo Pepa y Gustavo, pero yo soy más amigo del sabor de leche, sin destetar, pero puede ser más por costumbre.

    Mi familia, está muy vinculada a las carnicerías, y siempre hemos tenido muchísimo cordero, pero es verdad que con un par de semanas, el sabor se multiplica, aunque ya no se nota tanto el sabor a leche.

    Abrazo.

    ResponderEliminar
  12. Esa es la buena receta, Puntiyo cariño y paciencia. Y ya si lo haces para la familia... mejor aún. Abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas

    1. Riquisimo me salio riquísimo una receta estupenda, probé a hacer el corzo con la misma receta, cambiando el adobo claro esta y me salio estupendo estaba buenísimo.


      Eliminar
  13. Ya me contarás Pandora a ver si sorprendes a tu hermana. Besos

    ResponderEliminar
  14. Lo de las vueltas, es para que se haga homogéneo, teniendo en cuenta que abajo hay algo de agua y puede cocerse, Carlos Dube

    Una solución es meter una rejilla abajo en la fuente de barro, para que no toque el fondo, o como dice otro comentario más abajo, hacerla de romero (aunque así tomará mucho sabor a aromática)

    El montaje del proceso lo puse que se vea como se va tostando poco a poco y cómo las piezas están de un lado o de otro según el momento.

    Un abrazo Carlos.

    ResponderEliminar
  15. Pues el chorreón de vinagre Jose le da un puntazo de sabor, no solo a vinagre, sino que potencia mucho el sabor de la propia carne.

    Al principio, cuando empieza a hacerse, se nota mucho el olor del vinagre (al evaporarse dentro del horno) pero seguro que te alegras de haberlo usado cuando lo pruebes.

    Abrazo

    ResponderEliminar
  16. Paco este cordero se ve delicioso y con qué poquita cosa....me gusta que quede así crujiente por fuera y por dentro más tierno, así que copio tu receta. Suerte en el concurso. besos y feliz día...

    ResponderEliminar
  17. Tú marido sabe mucho Amparo yo al principio sí hecho agua y vinagre, pero probaré a hacerlo a pelo, sin nada al principio.

    Aunque lo pongo al empezar el asado, en cuanto empieza a evaporar ya estoy retirandolo. Lo bueno de echarlo al principio es que empieza a tomar aromas, pero probaré a hacerlo como tu marido a ver si me gusta más.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  18. Bueno Mª Dolores A. aunque no pudieras probarlo, puedes hacertelo tú misma este fin de semana.

    Ya me contarás.

    ResponderEliminar
  19. Gracias María José a veces esos armarios esconden tesoros interesantes.

    Un beso

    ResponderEliminar
  20. Ojalá que sí Su.

    Como te conté, viví en Guadalajara un par de años y vuelvo siempre que puedo.

    En cuanto a disfrutarlo juntos, habrá que hacer lo posible, aunque sea en grupos mas pequeños.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  21. Gracias Carmen Me gusta mucho la rejilla de tu madre, y cuando vaya a hacer asados con aromáticas, lo pienso hacer.

    Incluso para pescados, puede sustituir a la clásica rejilla de la besuguera, me gusta mucho la idea.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  22. Lo dijo un ratito, Juana pero luego se quedó calladito, en cuanto le dimos su merecido.

    Abrazote, compi

    ResponderEliminar
  23. Gracias María Jesús me alegra que te guste. Efectivamente con poca cosa, solo con la sal y el agua con vinagre.

    Y con el cordero, que es lo fundamental.

    ResponderEliminar
  24. ¿Ves? al final he tenido que venir a verlo... espectacular Pakus.
    Un amigo cocinero profesional, me comentó lo mismo, que era preferible hacerlo a menos temperatura más tiempo, que andar con prisas, y la verdad es que la recompensa es gorda.

    Te ha quedado impresionante.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  25. La verdad es que ahora pare3ce casi una locura eso de estar toda la mañana pendiente de un asado o de cualquier otro plato, pero ese cariño es lo que marca la diferencia entre un plato bueno y otro sublime...desde luego merece la pena dedicarle una mañanica...y dónde mejor vamos a estar que en la cocina...
    Un besazo.

    ResponderEliminar
  26. Lo comparto todo del principio hasta el final.
    El tiempo de horno es fundamental, cuanto mas y mas lento mejor. Mas confitado y no se seca. El vinagre hace que la carne esté mas tierna y mas crujiente y no digamos de ir dándole vueltas...
    Estupendo y gracias por traelo.
    Un beso

    ResponderEliminar
  27. La verdad es que parece increible que con un poco de tiempo y paciencia, se llegue a conseguir un plato tan suculento..
    Ya tengo menu para este fin de semana.
    Un beso desde cooking lovers

    ResponderEliminar
  28. Lazy, esta es una receta para mantener de reserva y atesorar.
    La guardo para alguna ocasión de cocinar cordero, en Chile, aquí se hace impensado.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  29. Enhorabuena por tu participación al concurso.
    Wow, que receta de cordero más fenomenal, excelente aspecto y que color más maravilloso.
    Excelente trabajo ♥

    ResponderEliminar
  30. Jo Paco que receta, esta me la apunto para me toca hacer de cocinillas de la family, me refiero a la gran family, cuando nos juntamos somos 21, así que haré varias piernas de estas!!!Rica rica!!!

    ResponderEliminar
  31. "Lagrimitas" no, verdaderos lagrimones me acaban de caer, leyendo y viendo la receta.
    Sencillamente perfecto, espectacular.
    Saludos desde "Mi cocina"

    ResponderEliminar
  32. Uf creo que una foto vale mas que mil palabras y este reportaje que nos has hecho es espectacular!!! ahora ya sabemos de donde te viene el arte culinario, con estas recetas de familia el exito esta asegurado...un beso

    ResponderEliminar
  33. Mi padre tiene una explotación de ovejitas así que tengo la suerte de poder disfrutar de un corderito rico, rico todo el año. Me encanta el cordero, si no que clase de hija sería jeje, y como lo preparais en tu casa es delicioso!

    Un beso

    ResponderEliminar
  34. Hola! ¿Y yo que te voy a decir? las fotos hablan por si solas! que delicia! estoy de acuerdo no necesita entrante, es un plato para disfrutarlo solo, y poco a poco, que rico!!

    Un beso

    ResponderEliminar
  35. Si ya lo dice la foto. madre mia que maravilla!, pues tengo una receta de un costillar pendiente de publicar que está hecho así despacito.
    No me canso de mirarlo.
    Un beso

    ResponderEliminar
  36. Precisamente voy hacer esta semana unas paletillas de lechal y te puedo asegurar que haré esta receta de tu abuela Lola, como está mandao!
    Te aviso compi, besotes.

    ResponderEliminar
  37. Si señor porque no es fácil hacer un buen corderito al horno.Para mi la carne tiene que desprenderse del hueso y quedar meloso y jugoso.
    Por aquí lo preparmos también muy bueno y nosotros en casa ponemos unas ramitas sobre la fuente para que la carne no toque el agua igual que con el cochinillo.
    Te ha quedado fantástico
    Un beso

    ResponderEliminar
  38. que casualidad, tengo ahora mismo en el horno una pata de cordero asandose. para la próxima hago tu receta

    ResponderEliminar
  39. Yo nunca me he atrevido con la carne de Cordero, siempre me dicen que hay que saber cocinarla. Algún día tendré que estrenarme.

    La pinta es muy sabrosa la verdad, todo se andará.

    saludos

    ResponderEliminar
  40. mmmmm!sabia que me darias una gran idea para la comida que tengo que montar en casa este fin de semana!!
    Lo que no acabo de entender es para que caray querias tú la piedra??
    :-P

    ResponderEliminar
  41. me encanta este tipo de asado.con patatitas...buenisimo

    ResponderEliminar
  42. Ese es el típico asado castellano y está buenísimo! Al cordero no le hace falta más!

    ResponderEliminar
  43. Mira, yo tengo una historia más tierna... a pesar de estar babeando de ver la fuente...
    En Cáceres, e imagino q en muchos sitios, era típico que hace 50 años, las familias comprasen un corderito para criarlo unas semanas antes de la semana santa, y todos los niños salían por el barrio a pasear su cordero como si fuera un perrito... mi padre y mi tío estuvieron muchos años sin poderlo comer del disgusto que les entraba ver el animalito en el plato... pero yo babeo de sólo pensarlo...

    ResponderEliminar
  44. Madre mia Paco si es que eso tiene que ser "pecao" con la pinta que tiene.
    Me encanta el post

    ResponderEliminar
  45. Paco, son algo más de las 4:30 de la tarde, hace nada que comí pero solo de ver las fotos me entro hambre de nuevo, un lujo este cordero y como tu dices estas recetas aparte de una buena carne lo que necesitan es tiempo y cariño, mi madre también lo preparaba de esta forma, el relevo lo cogimos mi hermana y yo, aunque reconozco que es mi hermana la que lo consigue en su punto perfecto.
    Un besazo

    ResponderEliminar
  46. paco, a mi con este plato me vuelve a entrar el hambre aunque haya comido hace dos horas, enhorabuena por este receta familiar tan exquisita!de lujo!recuerdo cuando iba a al valle del jerte y mi tio hacia el cordero en aqul horno de leña, que maravillaa!besitos

    ResponderEliminar
  47. ¡que rico! Y que bien asado...
    En casa somos muy de cordero.
    Los compramos enteros pero despiezados, del Valle de los Pedroches; los congelamos pieza a pieza y lo vamos gastando: las paletillas y piernas para asado, las chuletillas para la plancha y el resto para guiso con patatas.

    ResponderEliminar
  48. Un asado de verdad, con cariño . De los que preparan las madres cuando vamos a comer los domingos. Mi madre siempre le prepara un adobo antes de asarlo, le diré lo haga a tu manera la próxima vez.

    Bicos

    ResponderEliminar
  49. A esto le llamo yo, un asado como Dios manda, te ha quedado de impresionar.

    Me lo imagino con ternasco de Aragón. . . .

    Besos

    ResponderEliminar
  50. estas recetas familiares son las mejores

    ResponderEliminar
  51. Tienes todo la razón yo tambien opimo que un buen asado es bajo potencia y largo cocción y ir mimandolo, es resultado salta a la vista
    Me gusta mucho tu receta de hoy
    saludos
    miquel

    ResponderEliminar
  52. Una forma fantástica de explicar el proceso y el resultado final aún más.

    ResponderEliminar
  53. Paco leyendo tu explicación se me hace la boca agua, tiene que estar bestial, mi madre lo hace guisado y le sale buenísimo, y el secreto es el mismo que el de tu abuela.....cariño y paciencia....es que yo soy una "prisas" y todavía no me he animado...pero este cordero se ve .....ummmm...¡pa chuparse los dedos!
    Un besazo

    ResponderEliminar
  54. Qué receta tan linda, entrañable, y tradicional, me encanta ese paso a paso tan detallado.

    Te digo que a mí me queda de muerte (un día también pondré mi receta) pero nunca le he puesto vinagre, así que he de probar la tuya así podré comprobar o al menos, variar.

    un beso y enhorabuena

    ResponderEliminar
  55. Gracias por compartir con nosotros esta receta familiar.
    La verdad es que tienes mucha razón, sabe mejor si se cocina a menor temperatura y más tiempo.
    Te ha quedado con un pinta fabulosa!!!
    Besitos,

    Suny

    ResponderEliminar
  56. La cocina requiere su tiempo, como este cordero, a mi me gusta añadirle ajo y perejil.
    Besos.

    ResponderEliminar
  57. Hola!. Te sigo hace mucho aunque esta es la primera vez que te escribo.
    Yo hago el cordero (en Aragon hacemos normalmente ternasco asado) igual que tu aunque nunca he puesto vinagre, solo agua y limon exprimido en el agua.El vinagre para cuando lo guiso. Aqui ponemos patatas debajo con lo que la cantidad excedente de agua debajo se la beben las patatas. Tambien lo dejo 3 horas o mas a fuego y es verdad que la carne queda tierna y jugosa que se separa del hueso (esto lo descubrí una nochebuena que me puse demasiado pronto a hacerlo y tuve que bajar el fuego para "retenerlo"). Quedó de lagrimita como dices....
    Besos

    ResponderEliminar
  58. El carnicero de cabecera lo tengo en casa :D y ahora tengo la receta ideal, paciencia y cariño no me falta, así que la próxima vez que haga asado de cordero tiene que salir... perfecto!!!
    Gracias por compartir la receta ;)

    ResponderEliminar
  59. Riquisimo!!!
    Mucha suerte en el concurso.

    ResponderEliminar
  60. Esta receta tiene solera, como a mi me gustan

    Besos. Ana

    ResponderEliminar
  61. Sin duda tiene un aspecto impresionantemente delicioso, me anoto la receta de familia para probar esta maravilla en casa!

    ResponderEliminar
  62. Que cosa más rica, me quedo con un trozo de la falda de las chuletas, es lo que más me gusta. Besos.

    ResponderEliminar
  63. Muy buena explicación!
    Suerte en el concurso.

    ResponderEliminar
  64. Tendré en cuenta la próxima vez que lo haga lo de la paciencia, sin prisas y darle la vuelta cada 15 minutos, porque las fotos desconsuelan.
    Besos.

    ResponderEliminar
  65. Osea, "al amor" como dice mi abuela ;-)

    Espectacular!

    ResponderEliminar
  66. Di que si, que con paciencia y cariño se hace todo muy bien!!!!!!! Riquisimo... y ese colorcito dorado... lo más de lo más!! Ya me imagino el olorcito del horno mientras se hace ese cordero lentamente!!

    Besotes

    ResponderEliminar
  67. Ay que color más bueno tiene! nunca hice cordero, con tu receta seguro me animo, se ve muy rica!..
    Una pregunta paco, blogger no actualiza mis entradas, sé que una vez te pasó algo similar, que hiciste para solucionar?
    besos

    ResponderEliminar
  68. Paco, que bien hacia el cordero tu abuela!!..tomo nota de todo, todito!!!
    Y sobretodo lo del tamaño...jijijiji!!!, que si no, nos quedamos con hambre!!!
    Mil besitos!!

    ResponderEliminar
  69. Ay Paco, este es de los platillos que a una le nacen ponerse de pie aplaudir y pasar acto seguido a devorar...buenisimo!!

    A mi me fascina el cordero...me parece de lo más rico y de esta forma, con la receta de tu abuela lo vamos a disfrutar mucho también en casa!!

    Un besiño grande :D

    ResponderEliminar
  70. ❤❤❤❤❤❤❤❤❤❤❤❤❤❤❤❤❤❤❤❤❤❤
    Que bueno que se ve el cordero de tu familia!! vamos!!! yo suelo comer el de mi cuñado primo que es de Burgos, y es pura miel!! aprovecho mi primera visita para felicitarte por el éxito bien merecido que has logrado en wikio y para invitarte al Concurso de Tu E Chef de Hierbas y Especias, concursar es muy fácil, sólo tienes que preparar una receta cuyo toque principal sea una Hierba o Especia (de uso alimentario), como por ejemplo "Pollo al romero" o "Bizcochuelo de Canela", hacerle una foto y seguir las instrucciones del concurso…quieres saber más del concurso?? Visítame pinchando sobre el Enlace del Concurso .
    Un Beso muy gordo!! Te espero!!
    Pili
    Tu E Chef
    http://tuechef.blogspot.com
    Enlace del Concurso

    ❤❤❤❤❤❤❤❤❤❤❤❤❤❤❤❤❤❤❤❤❤❤

    ResponderEliminar

  71. · Es mi debilidad. El cordero lechal.... uy, que rico. Ya lo dice el refrán "de la mar el cordero y de la tierra el cordero"
    Tengo una amiga que me debe uno.

    · Saludos Busy Busy

    CR & LMA
    ________________________________
    ·

    ResponderEliminar
  72. SU AMIGA SE LO HA DADO, PERO ÉL ES DÍSCOLO Y RESABIADO. ¡SERÁ!

    ¡Menuda pinta tiene el tuyo ummmm
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  73. ay que bueno!!!!, un corderito bien hecho que placer para los 5 sentidos!!!.
    Y LAS COSAS HECHAS CON TRANQUILIDAD Y TIEMPO........son otra cosa, sobre todo el lechazo!!

    Abrazos!!

    ResponderEliminar
  74. Hola!
    yo quiero presentaros la tienda online de mi propia ganadería, donde podréis adquirir Cordero para realizar esta exquisita receta.
    Espero que os guste
    http://www.clubdeliberico.com

    ResponderEliminar
  75. Que delicia, por Dios..... yo comparto totalmente esa forma de cocción lenta, donde esté un asado a fuego suave mucho rato y un guisado con su chup chup..... que se quiten las prisas!!!!!!!!!!

    ResponderEliminar
  76. Hola, qué deliciosa se ve ese corderillo... mmmm como para partirse la boca realmente...Yo lo acompañaría con un deliciosa salsa tzatziki, qué les parece la idea?
    Un abrazo grande.

    ResponderEliminar
  77. Buenas, que pinta mas buena tiene ese corderín.

    Un par de preguntas:
    - ¿ Se debe precalentar el horno ?
    - Un amigo me dijo que se debía sellar el cordero a max potencia durante unos 30 minutos para luego bajar la temperatura a 160 y cocinar despacio, pero a mi eso de sellar no me cuadra en el cordero. ¿Que opinas tu ?

    Un saludo,
    Sergio.

    ResponderEliminar
  78. acabo de comerme el cordero de tu receta; esta de muerte!!!!! te diré que a mi no me gusta el cordero y me he zampado las costillas en 4 segundos y a mi marido le ha encantado.He seguido la receta paso a paso y tarde 3 hojitas en hacerlo,pero merece la pena de verdad.Muchas gracias por tus recetas,acabo de descubrir tu blog,pero pienso hacer todas las que pueda... están bueniiiiisimas. un saludo

    ResponderEliminar
  79. Qué bueno. Yo lo hago un poquito diferente pero me llevo tu receta para intentarlo. Muchísimas gracias.

    ResponderEliminar
  80. Magnífica receta para un día tan desapacible como el de hoy. Ese plato se merece un buen vino y una larga sobremesa.

    ResponderEliminar
  81. Felicidades por tu receta. Soy de Aragón y aunque tenemos un ternasco increíble, el asado siempre me ha dado un poco de miedo. Voy a intentar hacerlo como dices y te cuento. Si tienes un ratito te invito a visitar mi blog en el que incluyo las videorecetas de los platos. Un saludo

    ResponderEliminar
  82. Hola de nuevo. Este fin de semana preparé ternasco de aragón, en concreto una paletilla y un tajo bajo siguiendo los pasos de tu receta y el sabor estaba exquisito, eso si, no me quedó todo lo blandito y meloso que esperaba. Me llevé un chasco al comprobar que a pesar de hacerlo a baja temperatura durante 3 horitas, el resultado no fue del todo óptimo. Ya no sé qué hacer con el dichoso ternasco. Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues no tiene mayor misterio. Quizás sea tu horno o necesite más tiempo a esa temperatura. No sé que decirte.

      Eliminar
  83. Pues yo preparé ayer 3 piernas de cordero lechal, siguiendo todos los pasos de tu receta y la verdad es que, aunque por fuera quedó muy bien de aspecto, por dentro estaba muy seco. Las piernas pesaban 700 gramos cada una, las tuve durante 3 horas a 160ºC ,con calor arriba y abajo, previamente les eché la sal, un poquito de aceite y un vaso pequeño de agua y las coloqué dentro del hrono, en la parte medio/baja, en una bandeja de barro, estuve dándoles vueltas cada 15 minutos, regándolas con el jugo que quedaba en la bandeja, pero el resultado final no fué el esperado. La carne quedaba muy pegada al hueso y muy reseca. Seguro que algo habré hecho mal, pero la verdad no se lo que es.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Como lo siento. Al parecer lo has hecho todo bien. Quizás la explicación esté en la carne que has usado, no se sí era cordero lechal, o si era suficientemente tierno, o donde lo compraste, o si era congelado, etc, pero si lo haces así a fuego bajo de 150-160 y regando en sus jugos, o añadiendo un poco de agua, no se reseca sino que queda bien jugoso.

      Espero que la próxima vez no sólo te quede bonito sino además perfecto de punto. Feliz año!

      Eliminar
  84. Acabamos de comernos una pata y una paletilla y han salido genial. La familia me ha felicitado. Y no era lechal. Pascual. Exquisito.

    ResponderEliminar
  85. Pero hay que estar en la cocina, no podemos abandonar el cordero a su suerte, no quedará igual. CUANTA RAZON.
    He llegado aquí porque tengo una paletilla para hacer con horno de gas. Y mi duda es como lo hacia tu abuela? con el fuego de abajo o el de arriba, porque al menos en mi horno no se puede encender los dos fuegos a la vez. Creo que al final acabare haciéndolo como el pan un rato abajo y luego arriba. Y por supuesto estando en la cocina y poniendo cariño.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo la haría con el fuego abajo todo el tiempo y finalmente, para darle el dorado característico poner fuego arriba. Lo ideal, a fuego medio durante unas horas y el remate final arriba a toda potencia.

      Ya me dirás, Enrique.

      Eliminar
  86. Como te ha comentado alguien en Aragon se come el cordero con patatas. A los niños les encantan y no puedo renunciar a ellas. Necesitaría que me dieras alguna orientación para hacer tu receta pero añadiendo patatas. ¿que se hace con los jugos en ese caso?
    Te agradecería tu ayuda un montón.
    Me encantó la receta de mousaka.
    Muchas gracias

    ResponderEliminar
  87. Pues ha salido excelente el cordero. Gracias por molestarte en publicar la receta de tu familia. A la mía le ha encantado!

    ResponderEliminar
  88. El año pasado hice esta receta me quedo estupendo,yo nunca lo havia hecho un lechal y con esta receta me he atrevido hacerlo y este año voy a repetir para la noche vieja.Asi q gracias por compartir la receta de tu familia ,ahora yo la tengo como mi receta secreta. Gracias

    ResponderEliminar
  89. Buenos días!! Me he enamorado de su receta. Prometo ponerle el mismo cariño que usted recomienda. En cuanto al tiempo de la cocina, creo que tendré que dejar a mis hijos en casa de la vecina porque con los 3 no podré hacerlo con la tranquilidad que la receta necesita.
    Pero tengo algunas dudas, que me encantaría usted pudiese solucionar:
    ¿el vinagre puede ser de manzana?
    ¿la sal es la especial en escamas o con la gorda de toda la vida vale?
    Y por último pero lo más importante, si el asado lo empiezo a hacer a las 10 de la mañana, ¿cómo lo caliento por la noche?¿se puede en el microondas?
    Muchas gracias por todo, descubrí su blog recientemente pero me verá más veces por aquí.
    Felices fiestas

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ´Buenos días. Seguro que te saldrá bien. El vinagre puede ser de manzana, además se usa muy poquito. La sal, usa de la de siempre, de la gorda.

      Para tomarlo a la noche, puedes empezar a la tarde a prepararlo, yo empecé por la mañana porque era para la hora de comer. Un abrazo y sea bienvenida por aquí cuando quiera.

      Felices fiestas

      Eliminar
  90. Se puede hacer en horno microondas. y que tiempo y temperatura gracias me encanta

    ResponderEliminar
  91. Exquisito. Gracias a tu receta por fin he conseguido que salga como en los restaurantes buenos. Lo preparé ayer día de Reyes y fue un regalo para el paladar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por contarmelo. Me hace feliz saber que os vienen bien mis ideas y recetas. Un abrazo y feliz año

      Eliminar
  92. Me encanta ese plato, y es el favorito de mi madre, lo hacemos siempre el día de nochebuena o nochevieja, según nos dé, por supuesto, nuestra receta es familiar, a ver si algún día me animo y hago la tuya que también tiene muy buena pinta.

    ResponderEliminar

Recetas con fotos paso a paso de elaboración y presentación. Trucos y consejos. Deja tu opinión por favor. Siempre leo los comentarios y los agradezco muchísimo. Además, así puedo resolver vuestras dudas. ¡¡Muchas gracias!!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...